miércoles, 22 de septiembre de 2010

Atrum Regina (Capítulo I)


Amo la oscuridad de tus bellos ojos,
Amo tu voz tenue y mágica.
Amo todo lo que hay en ti.

Oh! Dulce Reina, oh! dulce beldad,
mas si no estás, todo es gris.

Y sin embargo, aún en tu ausencia
ámame con ternura,
aun si soy un maldito ingrato,
aun si perdido me encuentre.

Sé mi madre,
sé mi hermana,
sé mi amante
La eterna dulzura del invierno,
de un sol ahogado y sepultado.

Enamorado de tus ojos ciertos
muero por vivir en un beso tuyo.

4 comentarios:

Delirios de Muñekita CaT dijo...

ola!! tu blog está excelente, me encantaría enlazarte en mis sitios webs.

Y por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiar ambos blogs con mas visitas.

Espero tu Respuesta a munekitacate@gmail.com

Un cordial saludo

Catherine Mejia

ave de estinfalo dijo...

:O

Worale, la inspiracion si deja cosas buenas, que bonito poema

^^

Sale me voy porque ya es hora de dormir

byE

Rogger Brito R. dijo...

Gracias!!

Beatriz Volupté Délétères dijo...

Llegué a ti buscándome. Que extraños caminos nos depara la vida...